A mí que no me salven

“La cultura del laicismo radical [es un] fraude [que] no respeta la Constitución [y] conduce a la desesperanza por el camino del aborto, el divorcio exprés y las ideologías que pretenden manipular la educación de los jóvenes.”

Agustín García-Gasco, Cardenal de Valencia

“El ordenamiento jurídico ha dado marcha atrás respecto a lo que la Declaración Universal de Derechos Humanos de Naciones Unidas reconocía: que la familia es el núcleo fundamental de la sociedad y tiene derecho a ser protegida. [Con] las leyes vigentes [se] relativiza radicalmente la idea del matrimonio [y] se fomentan desde las edades más tempranas prácticas y estilos de vida opuestos al valor del amor indisoluble.”

Antonio María Rouco Varela, Cardenal Arzobispo de Madrid

“Puede haber menores que sí lo consientan [referiéndose a los abusos] y, de hecho, los hay. Hay adolescentes de 13 años que son menores y están perfectamente de acuerdo y, además, deseándolo. Incluso si te descuidas te provocan.”

Bernardo Álvarez, Obispo de Tenerife

Que me lo aclaren: ¿quién fomenta qué? Menudos salvadores nos han tocado en suerte. Por lo que a mí respecta, que me dejen buscar mi propio camino a la perdición y se encarguen de salvar a los suyos, que buena falta les hace a algunos.
Comparto la perplejidad. Aunque supongo que tratándose de dogmas de fe, nada pinta la razón en todo ello. Ni la libertad de elección (salvo la de los monaguillos de trece años, según parece).

6 Responses to “A mí que no me salven”


  1. 1 boomer 31 diciembre 2007 a las 14:16

    Ahhh, with the church we have toped, my dear.Y oportunamente, ayer Cuatro emite Las dos caras de la verdad, con ese arzobispo Rassman corrupto y pedófilo que amarga la vida del prota…Me he pasado por el post de Berlin Smith y he flipado… con los comentarios. Están en todas partes. Todo lo quieren vigilar y controlar, todo tiene que desfilar bajo sus narices de sabuesos y todo tienen que darlo por bueno o por malo. Y no se dan cuenta de que a mucha gente eso ya le da exactamente igual.Me encanta pecar, ¿a ti no?PD: Ahora que, lo del obispo de Tenerife sí que me parece indignante… que se metan con divorciados, mariquitas y bolleras vale, porque son (somos) adultos, pero con niños…

  2. 2 Berlin Smith 31 diciembre 2007 a las 18:04

    Acumulo debates monstruosos en la red con los católicos. Son tremendos. Siempre me han recordado a los comunistas, la verdad. Están salvando al mundo permanentemente. Están siempre buscando el resquicio para que todo se parezca a lo que creen, no les basta con vivirlo ellos. Tienen que salvarnos o… borrarnos. Viven como amenazados porque el mundo no es como ellos quieren. La jerarquía católica es lo más peliagudo. Parece que pierden su razón de ser si no te conquistan (el nombre que usan es evangelizar).

  3. 3 Øttinger 31 diciembre 2007 a las 18:40

    Pues puestos a pedir no ser salvados me pido no ser salvado, de los tres que tienes, por Rouco. Que ya estamos cansados en Madrid de verle todo el día con sus coplas. Cómo si hubiera sido poco verle chupando cámara en la boda del año.

  4. 4 ;-) 31 diciembre 2007 a las 19:13

    Por cierto, veo que ha cambiado su escorzo de entreguerras por Jardiel Poncela: “usted tiene ojos de mujer fatal”.

  5. 5 Berlin Smith 31 diciembre 2007 a las 19:15

    Era yo el ocurrente.(es que las identidades me juegan malas pasadas)

  6. 6 Irene 1 enero 2008 a las 18:03

    Boomer, que me encanta pecar lo sabes. Otra cosa es que haya muchas ocasiones de hacerlo… Qué buena película, por cierto, y qué oportunos los de Cuatro (pero debe ser casualidad, ¿no? :-P) y cómo me gusta Edward Norton. Bueno, y el otro, claro :-)En esto de los católicos militantes, Berlin, a veces sobreviene la tentación de acordarse muy mucho de Locke. Me alegra, por cierto –aunque no lo dudaba, no se me vaya a ofender, caballero–, que al menos algunos de los que se declaran liberales lo son realmente. Con demasiada frecuencia, lo que en España se llama liberalismo es algo así como el viejo nacionalcatolicismo pretendidamente remozado y readaptado al mercado. Mal comienzo para el entendimiento. Y muchas gracias por la aclaración, pero sabrá usted de sobra que no me hacía ninguna falta, ¿no? Tenga cuidado con esto de las identidades, los trastornos de personalidad a veces van dando la cara con la edad :-POttinger, entiendo lo que dices, pero vamos… Que si quieres a los otros dos, te los puedes quedar enteritos enteritos, ¿eh?😉 Yo te los regalo. (Con Rouco ya veremos lo que hacemos, suponiendo que haya algo que hacer.)


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




La abajo firmante

CONTRATO ÚNICO INDEFINIDO

UN CONTRATO PARA EMPLEARLOS A TODOS. Firma por el contrato único contra la dualidad y la precariedad en el mercado de trabajo.


A diferencia de la memoria, que se confirma y refuerza a sí misma,
la Historia incita al desencanto
con el mundo.
(Tony Judt)


Quien dice Historia dice sacrilegio.
(Tzvetan Todorov)


Únete a otros 11 seguidores




La imagen de cabecera, Old Machinery, es de DHester y se distribuye bajo licencia Creative Commons.

A %d blogueros les gusta esto: